Ahora que el buen tiempo parece haber llegado para quedarse, y con la vacunación avanzando, llega el momento de las barbacoas. A pesar de las restricciones, y cumpliendo con las normas sanitarias, se puede disfrutar de un momento de encuentro con amigos y familiares. Para que todo sea perfecto, es fundamental contar con todo lo necesario y saber bien qué es lo más adecuado para que tu plan sea un éxito rotundo.

Porque para una hacer una buena barbacoa hay muchos factores a tener en cuenta. No se reduce a tener buena carne y una parrilla. La elección de la misma parrilla, el tipo de carbón a utilizar, los utensilios… Hay muchos detalles importantes para conseguir el picnic perfecto.

Tipos de parrilla para barbacoa

  • Forma y Tamaño. A la hora de elegir la parrilla, uno de los primeros aspectos a tener en cuenta es la forma y tamaño de la parrilla. El tamaño es importante dependiendo del número de personas que asistirán.
    Una parrilla pequeña, ideal por su facilidad de transporte y poco peso, puede provocar una espera muy larga para los participantes o cocinar la carne apretada y si el espacio recomendable.
    Asimismo, podemos encontrar barbacoas de forma circular o rectangular.
  • Tipo de barrote: Una elección clave. Existen tres tipos, con sus diferentes ventajas e inconvenientes:
  1. Redondo. El más recomendado por los amantes de la buena gastronomía. Su forma circular hace que la grasa de la comida caiga sobre las ascuas de la barbacoa, generando un humo que aromatiza la comida. Como contra, la grasa, al caer sobre el fuego, provoca llamas que puede dar algún susto si no sabemos manejarla.
  2. En V (o en ángulo). Es más fácil de manejar. La grasa cae sobre un recogegrasas que evita que caiga sobre las ascuas, evitando así el riesgo de llamas. Se pierde, en cambio, el aroma.
  3. Cuadrado. Similar al redondo, aunque la carne se marca de manera más pareja, mejorando la presentación.

Combustible

Tampoco es una elección baladí a la hora de preparar un buen plan. Se puede cocinar con carbón, leña o incluso con gas o electricidad (aunque los puristas dicen que estas dos últimas opciones no son barbacoas).

En cada una de las opciones, además del aspecto económico, hay que mirar bien las características de lo que se compra para evitar disgustos. Calcular la cantidad necesaria es también fundamental.

Utensilios

Para conseguir esa carne espectacular no podemos olvidar, en primer lugar, un encendedor adecuado, así como las tenazas, espátulas, tenedores, cuchillos,… Para los más exigentes, podemos hablar de los peines para untar salsas láminas antiadherente, para evitar que la carne se pegue y facilitar la limpieza..

Por supuesto, deberíamos contar con sillas y mesas para que la experiencia sea aún más cómoda.

En Ferretería San Jerónimo puedes encontrar todo lo necesario para que tu barbacoa sea inolvidable. No dude en visitarnos.